TRAZODONA - Precauciones y advertencias

La trazodona se ha asociado con la aparición de priapismo, que ha requerido intervención quirúrgica en un tercio de los casos, con una proporción de impotencia o fallas permanentes en la erección; por ello, los hombres con erecciones prolongadas o inapropiadas debieran suspender la droga de inmediato y consultar al médico. No operar maquinaria pesada ni conducir automóviles mientras se recibe trazodona. En animales se ha observado que su administración incrementa la reabsorción fetal; por ello no debiera usarse en mujeres embarazadas a menos que el beneficio para ellas supere el riesgo potencial para los fetos. El amamantamiento debiera suspenderse si se indica trazodona. La seguridad y eficacia en niños menores de 18 años no se ha establecido.