PREVITA - Reacciones adversas

A las dosis sugeridas PREVITA® cápsulas ofrece un nivel de seguridad óptimo. Dosis elevadas, superiores a las sugeridas, pueden producir de acuerdo al contenido individual de cada uno de sus componentes los siguientes efectos secundarios: vitamina A: se observan efectos adversos agudos a dosis mayores de 1.500.000UI en adultos y 75.000UI a 105.100UI en niños y con la administración crónica de cantidades mayores de 25.000UI al día durante 8 meses en adultos y 18.000Ul a 50.000Ul durante algunos meses en niños. A las concentraciones presentes en ambos productos es improbable que ocurran efectos adversos por vitamina A. Vitamina D: síntomas tempranos de hipercalcemia: constipación, diarrea, sequedad de boca, cefalea, aumento de la sed, aumento de la frecuencia urinaria especialmente por la noche, picazón de la piel, disminución del apetito, náuseas o vómitos. Síntomas tardíos de hipercalcemia: dolor óseo, orina turbia, elevación de la presión arterial, aumento de la sensibilidad de los ojos a la luz e irritación ocular, palpitaciones irregulares, letargia, dolor muscular, náuseas o vómitos y pancreatitis, psicosis, cambios mentales y pérdida de peso. Vitamina C: dosis altas pueden producir cálculos renales de oxalato, vértigos o languidez, diarrea, flushing o enrojecimiento de la piel, cefalea, aumento moderado de la frecuencia urinaria, náuseas o vómitos, dolor abdominal. Vitamina E: dosis altas de vitamina E ( > 800 UI) pueden producir visión borrosa, diarrea, vértigos, cefalea, náuseas o dolor abdominal, cansancio y debilidad.